martes, 8 de julio de 2014

Enseñanza autorizada de un judío sobre Nuestro Señor

Decir que esto causa repugnancia es poco, pero conviene leerlo y dar a conocer lo que los hermanos mayores en la fe del Usurpador creen sobre Nuestro Señor Jesucristo. El texto fue tomado del sitio web serjudio.com, donde un proyecto de apóstata pregunta a Yehuda Ribco (en la foto), qué creen los judíos sobre el Mesías, el Hijo de Dios vivo.



Hola! soy un joven de Venezuela que aspira ser Judio pero aun tengo varias dudas y quisiera saber la opinion Judia sobre Jesús!
Juan Pablo Garcia 17 años, estudiante, Maracaibo – Venezuela

Shalom,
“Bendito el que viene en el nombre del Eterno.” (Tehilim / Salmos 118:26).
Lea con paciencia y humildad TODO el material enhttp://serjudio.com/o_creencias/ieshu.htm
Pero para resumirle, por enésima vez, no le daré una opinión mía o de un colectivo, sino que le contaré la verdadera historia,
tal como fue.
El tal Jesús, que NO era de Nazaret ni tampoco de Belén, era un pobre desgraciado, una persona con sus emociones trastornadas, su mente confundida, sus vínculos sociales espantosos.
Era el desgraciado hijo de una relación adúltera de su madre con un soldado romano, relación que mantuvieron en secreto con la complicidad de su engañado marido.
Pero ese secreto se palpaba en el ambiente de la casa.
Así pues, el niñito Jesús fue creciendo en un hogar roto, lleno de mentiras, de engaños, de falsas identidades, de cosas no dichas, de lujuria…
Creció lleno de rencor hacia su padre adoptivo, el debilucho judío José, y por consiguiente con odio hacia toda autoridad “paterna”.
Al mismo tiempo, estaba en constante búsqueda de ese otro padre, que no lo quería, que lo había rechazado, que era extranjero. Pero, como ese padre no aparecía, el pobrecito Jesús prefirió odiar a todos los gentiles, a todos los que no fueran judíos, en tanto se inventó, en su mente alocada, una fantasía de ser hijo de alguna deidad poderosa y salvadora.
Pobrecito… hoy tendría ayuda siquiátrica, pero en aquellas remotas épocas estaba solo con su insanía mental, aprisionado por sus locas fantasías y emociones descontroladas.
En tanto, guardaba un intenso rencor y amor por su madre, la infiel María, la apasionada por los hombres, especialmente los guapos conquistadores extranjeros.
Al viajar a Egipto aprendió las artes oscuras, lo que llamamos brujería, y por medio de
trucos y encantamientos logró conquistar el corazón de un puñado de trastornados e ingenuos.
Así murío, triste y solo. Abandonado por todos. Repudiado por todos. Esclavizado a sus fantasías y locuras, engañándose y engañando a la tonta audiencia que hacia caso a sus presentaciones de brujo vagabundo.
Ahora bien, el Jesús del cuento fantástico llamado “Evangelios”, es una creación literaria
muy posterior en el tiempo. Que tomó algunos datos del verdadero Jesús, este brujo de cuarta, pero también tomó muchísimo de la mitología existente en la Roma del siglo cuarto. Y así, los autores de este cuento de fantasías inventaron un súper héroe mítico, un superman de la antigüedad. Un falso dios y falso salvador que sin embargo fue aceptado por los paganos romanos, ya que era 98% similar a dioses que ellos ya adoraban, y que eran por completo ajenos al verdadero y único Dios.
Luego el éxito editorial de este cuento fantástico se amplió, gracias a la campaña publicitaria tremenda de los misioneros de todas las épocas, pero especialmente por las conquistas a sangre y fuego, con las que sometía el imperio cristiano a sus vencidos, y ordenaba que los conquistados se convirtieran por la fuerza a la fe en este falso dios y falso salvador.
Así pues, ese es el tal Jesús.
Seguirlo, servirlo, adorarlo, tenerlo como líder o referente, es envenenar la propia alma y llevar caos y corrupción al mundo.
Téngalo presente joven.
Por otra parte, el sitio para usted joven es FULVIDA.com, en donde se dará cuenta que no es
necesario ser judío para ser bendito y “salvo” y que es absolutamente prohibido tener cualquier vínculo con el tal falso dios, falso salvador, el colgado de la cruz.
Si le quedan dudas pertinentes, hágalas llegar.
Iebarejejá Hashem – Dios te bendiga, y que sepamos construir Shalom.
More Yehuda Ribco


5 comentarios:

  1. Nada nuevo que no hayan viniendo diciendo desde que son hijos de Satanás, como los llamó Nuestro Señor Jesucristo:
    No practican la Antigua Alianza,sino el fariseismo demoniaco del Talmud:
    Talmud al desnudo I:http://tradiciondigital.es/2013/09/11/el-talmud-al-desnudo-i/
    Talmud al desnudo 2: http://tradiciondigital.es/2013/09/23/el-talmud-al-desnudo-ii/
    Talmud al desnudo 3: http://tradiciondigital.es/2013/12/16/el-talmud-al-desnudo-y-iii/

    ResponderEliminar
  2. Me pregunto si mencionará las opiniones de su congénere Freud sobre la religión judía. Los tipos no atinan a ponerse de acuerdo en nada, excepto en que detestan a Nuestro Señor Jesucristo.

    ResponderEliminar
  3. aaaaah....seguro que ese juanpablito es un fiel discípulo del otro juampi nefasto
    que estaba en Roma y que dejó un tendal de almas.
    No me extrañaría que fuera un bautizado católico el que preguntó para hacerse judío.

    ResponderEliminar
  4. Y encima se los llama "hermanos mayores en la fe" y se dice que respecto de ellos la antigua alianza no fue revocada. En fin...AMDG

    ResponderEliminar
  5. Y encima se los llama "hermanos mayores en la fe" y se dice que respecto de ellos la antigua alianza no fue revocada. En fin...AMDG

    ResponderEliminar

Muchas gracias por dejar tu mensaje. Si el mismo contiene insultos o groserías, será eliminado.
Benedicamus Domino!