jueves, 30 de julio de 2015

VIII Jornadas de Cultura Católica

VIII JORNADAS DE CULTURA CATÓLICA

VEDIA - PCIA DE BUENOS AIRES
ARGENTINA

SÁBADO 10 Y DOMINGO 11 DE OCTUBRE DE 2015


Dios no necesita una casa para habitar y si gracias al bautismo cada una de las tres Personas divinas «habita» en el alma del cristiano, entonces ¿por qué son necesarias las iglesias? Podemos señalar dos razones de conveniencia. En primer lugar, en las iglesias se produce una especial presencia de Dios y una comunicación entre Él y sus fieles más intensa, por lo que estos edificios devienen en instrumentos de salvación y santificación
En segundo lugar, porque a Dios no se le reverencia ni sólo en la intimidad del pensamiento ni sólo con actos exteriores, sino con todo el ser. Según esto, el culto divino ha de ser una actividad no sólo individual, sino también colectiva, y así como la naturaleza manifiesta el genio y la bondad de Dios —le da gloria— es lógico que las obras de los hombres también lo hagan. (Fernando Cobián, “Historia litúrgica del Templo”).

La perspectiva de “género” es un vehículo cuyo efecto último es la autodestrucción del ser humano, dado que el ser humano no puede alterar su esencia. Los gestos y las vestimentas del sexo opuesto que adopte la persona, o las cirugías para un presunto cambio de sexo a las que se someta, o la afectividad íntima sentida por una persona del mismo sexo, tristemente son mutilaciones emocionales o físicas de su ser. (Lic. Marlene Gillette-Ibern, Asesora Legal de VHI (Vida Humana Internacional-)

LUGAR:
Capilla Ntra. Sra. de Luján. Buenos Aires 695 esq. Paine.  6030 Vedia Pcia. de Bs. As. Argentina

Sábado 1o de Octubre:
17:30 hs.: Palabras de bienvenida a cargo del Rev. Gustavo Peña SRSLRF
17:45 hs.: Rezo del Sto. Rosario, exposición y Bendición con el Santísimo Sacramento.
18:30 hs.: Breve receso y merienda
19:00 hs.: La Profesora Viviana E. Acquistapace disertará sobre: "El Templo Cristiano y su realidad simbólica".

Domingo 11 de Octubre:
9:30 hs.: Santa Misa Cantada de Acción de Gracias (Solemnidad de la Maternidad Divina de María).
10:30 hs.: El Joven Carlos Facundo de la Cruz –estudiante de abogacía en la Univ. Nacional del Nordeste y miembro de Pro Vida Corrientes- disertará sobre: La ideología de "género": el invento de los sexos.
13:00 hs.: Almuerzo y cierre de las Jornadas (confirmar)

Informes e Inscripción: rpmauro33@yahoo.com
Tel. (02354) 421230 ó (02355) 15447068
Entrada libre y gratuita
Organiza: Sociedad Religiosa San Luis Rey de Francia

miércoles, 29 de julio de 2015

Una breve lectura de Lacunza

Dejo a continuación, para todos nuestros lectores, un fragmento de la obra "la Venida del Mesías en Gloria y Majestad", del presbítero Manuel Lacunza, que vale la pena leer. En otra oportunidad me gustaría que discutiéramos sobre este autor.
Junto con el texto, están los comentarios y resaltados del amigo y colaborador AFT.


TEXTO SEPARATA que JUNTA LOS PROPIOS DE LACUNZA. SE DEJARON OTROS COINCIDENTES, DE STO. TOMAS.- SE TRATA DE UN ESCRITO DEL SIGLO XVIII; 1700/1800; IMPRESO en 1816.

El venerable Padre Lacunza nos dice: Nuestro sacerdocio, que como buen pastor y no mercenario, debía defender el rebaño de Cristo, y poner por él su propia vida, será en aquellos tiempos, su mayor y su más próximo peligro. ¿Qué tenéis que extrañar esta posición? ¿Ignoráis acaso la historia? ¿Ignoráis los principales y más ruidosos escándalos del sacerdocio Hebreo? ¿Ignoráis los escándalos horribles y casi continuados por espacio de XVII siglos del sacerdocio Cristiano? ¿Quién perdió enteramente a los Judíos, sino su sacerdocio? Éste fue el que resistió de todos modos al Mesías mismo, no obstante que lo tenía a la vista, oía su voz, y admiraba sus obras prodigiosas. Éste fue el que cerrando los ojos a la luz, se opuso obstinadamente a los deseos y clamores de toda la nación, que estaba prontísima a recibirlo, y lo aclamaba a gritos por hijo de David y rey de Israel. Éste fue el que cerró los ojos a todos con miedos, con amenazas, con persuasiones, con calumnias groseras, para que no viese lo mismo que tenía delante, para que desconociesen a la esperanza de Israel, para que olvidasen enteramente sus virtudes, su doctrina, sus beneficios, sus milagros, de que todos eran testigos oculares. Éste en fin les abrió la boca, para que lo negasen, y reprobasen públicamente, y lo pidiesen a grandes voces para el suplicio de la cruz. Ahora digo yo: ¿Este sacerdocio lo era acaso de algún ídolo, o de alguna falsa religión? ¿Había apostatado formalmente de la verdadera religión que profesaba? ¿Había perdido la fe de sus Escrituras y la esperanza, de su Mesías? ¿No tenía en sus manos las Escrituras? ¿No podía mirar en ellas como un espejo clarísimo, la verdadera imagen de su Mesías, y cotejarla con el original que tenía presente? Sí. Todo esto es verdad; mas en aquel tiempo y circunstancias todo esto no bastaba, ni podía bastar. ¿Por qué? Porque la iniquidad de aquel sacerdocio generalmente hablando, había llegado a lo sumo. Estaba viciado por la mayor y máxima parte. Estaba lleno de malicia, de dolo, de hipocresía, de avaricia de ambición; y por consiguiente lleno también de temores y respetos puramente humanos que son lo que se llaman en la Escritura prudentia carnis, et amicitia hujus mundi, incompatibles con la amistad de Dios. Ésta fue la verdadera causa de la reprobación del Mesías y de todas sus funestas consecuencias, la cuál no se avergonzó aquel inicuo sacerdocio de producir en pleno concilio: hic homo multa signa facit, si dimittimus eum sic, omnes credent in eum, et venient Romani, et tollent nostrum Locum, et gentem (Juan, Cap. 11, ver. 47). ¿Qué tenemos pues, que maravillarnos de que el sacerdocio Cristiano pueda en algún tiempo imitar en gran parte la iniquidad del sacerdocio hebreo? ¿Qué tenemos que maravillarnos de que sea el únicamente simbolizado en esta bestia de dos cuernos? Los que ahora se admiraren de esto, o se escandalizaren de oírlo o lo tuvieren por un propósito increíble, es muy de temer, que llegada la ocasión sean los primeros que encuentren en el escándalo y los primeros prendidos en el lazo. Por lo mismo que tendrán por increíble tanta iniquidad en personas sagradas, tendrán también por buena la, misma iniquidad. ¿De qué hay que maravillarse después de tantas experiencias? Así como en todos los tiempos han salido del sacerdocio Cristiano bienes verdaderos, e inestimables, que han edificado y consolado la Iglesia de Cristo, así han salido innumerables y gravísimos males que la han escandalizado y afligido. ¿No gimió todo el orbe Cristiano en tiempo de los Arrianos? ¿No se admiró de verse Arriano casi sin entenderlo, según la expresión viva de San Gerónimo? ¿Ingemuit orbis terrarum et se Arianum esse miratur est? ¿Y de dónde le vino todo este mal, sino del sacerdocio?

(La Venida del Mesías en Gloria y Majestad, Londres 1816, T.1, 2ª parte, pp.454..456)

Persecuciones de la potencia secular, las padeció la Iglesia de Cristo terribilísimas y casi continuas por espacio de trescientos años; y con todo esto, se salvaron tantos, que no se cuentan a centenares, ni a millares sino a millones. Lejos de ser aquellos tiempos de persecución peligrosos para la Iglesia, fueron por el contrario los más a propósito, los más conducentes, los más útiles, para que la misma Iglesia creciese y arraigarse, se fortificase, y se dilatase por toda la tierra. No fue necesario, ni conveniente abreviar aquellos días por temor de que pereciese toda carne; antes fue convenientísimo dilatarlos para conseguir el efecto contrario. Así los dilató el Señor muy cerca de tres siglos, cierto, y seguro, de que por esta parte nada había de temer; mas en la persecución, o tribulación horrible, de que vamos hablando, se nos anuncia clarísimamente por boca de la misma Verdad, que deberá suceder todo lo contrario: Erit enim tunc tribulatio magna, qualis non fuit ab initio mundi usque modo, neque fiet, et nisi breviati fuissent dies illi, non fieret salva omnis caro. Pensad amigo, con formalidad, cual podrá ser la verdadera razón de una diferencia tan grande; y difícilmente hallaréis otra, que la bestia nueva de dos cuernos, que ahora consideramos, o lo que es lo mismo, el sacerdocio Cristiano, ayudando a los perseguidores de la Iglesia, y de acuerdo con ellos en la abundancia de su iniquidad.

En las primeras persecuciones hallaban los fieles en su sacerdocio, o en los pastores no sólo buenos consejos, instrucciones justas, y santas, exhortaciones favorosísimas, sino también la práctica de su doctrina. Los veían ir adelante por el ejemplo; los veían ser los primeros en la batalla; los veían no escatimar, ni descanso, ni hacienda, ni vida por la honra de su Señor, y por la defensa de su grey. Si leéis el martirologio Romano apenas hallaréis algún día del año que no esté ennoblecido y consagrado, con el sacrificio de estos santos pastores. Mas la persecución Anticristiana en la que el sacerdocio estará ya, por la mayor y máxima parte, inimicos crucis Christi; en que estará mundano sensual y por eso tibio, y provocando a vómito; como lo anuncia claramente San Juan (Apoc.3,16) en que estará, resfriado enteramente en la caridad por la abundancia de la iniquidad.(Mt 24,12) Será ya imposible que los fieles hallen en él lo que no tiene, esto es: espíritu, valor, desinterés, desprecio del mundo y celo de la honra de Dios, y será necesario, que hallen lo que sólo tiene, esto es: sensualidad, vanidad, avaricia, cobardía; y todo lo que de aquí resulta en perjuicio del mísero rebaño; esto es, seducción, tropiezo, escándalo y peligro. No por esto se dice, que no habrá en aquellos tiempos algunos pastores buenos, que no sean mercenarios. Si; los habrá, ni se puede creer menos de la bondad y providencia del Sumo Pastor, mas estos pastores buenos serán tan pocos y tan poco atendidos respecto a los otros, como lo fue Elías respecto de los falsos profetas de su tiempo; que unos y otros resistieron obstinadamente, y persiguieron a los profetas de Dios; unos y otros hicieron inútil su celo, e infructuosa su predicación; unos y otros fueron la causa inmediata así de la corrupción de Israel como de la ruina de Jerusalém. Si todavía os parece difícil de creer, que el Sacerdocio Cristiano de aquellos tiempos sea el únicamente figurado en la terrible bestia de dos cuernos, reparad con nueva atención en todas las palabras y expresiones de la profecía, pues ninguna puede estar de más; dice San Juan que vio a esta bestia salir, o levantarse de la tierra; el vidi aliam bestiam ascendentem de terra; que tenía cuernos como de cordero: et habebat cornua duo similia agni; pero que su voz, o modo de hablar era, no de cordero sencillo, e inocente, sino de un maligno y astuto dragón: et loquebatur sicut draco. Dice más, que con esta apariencia de cordero manso y pacífico y con la realidad del dragón, persuadió a todos los habitantes de la tierra que adorasen o rindiesen, tomasen partido por la primera bestia; que para este fin hizo grandes señales, o milagros todos fingidos y aparentes, con los cuales y al mismo tiempo, con su voz de dragón, o con sus palabras seductivas, engañó a toda la tierra; que obligó a fin a todos los habitantes de la tierra a traer públicamente en la frente, o en la mano el carácter de la primera bestia, so pena de no poder comprar ni vender. Decidme ahora amigo, con sinceridad. ¿A quién pueden competer todas estas cosas, piénsese, como se pensare, sino a un sacerdocio iniquo y perverso, como lo será el de los últimos tiempos? [1] No es menester decir para esto, que el sacerdocio de aquellos tiempos, persuadirá a los fieles que adoren a la primera bestia con adoración de latría como a Dios. El texto no dice tal cosa, ni hay en todo él una sola palabra de donde poderlo inferir. Sólo habla de simple adoración, nadie ignora lo que significa en las Escrituras esta palabra general, cuando no se nombra a Dios, o cuando no se infiere manifiestamente el contexto: et fecit terram, et habitantes in adorare bestiam primam. Así el hacer adorar a la primera bestia no puede aquí, significar otra cosa, sino hacer que se sujeten a ella; que obedezcan a sus órdenes por iniquas que sean, que no resistan, como debían hacerlo; que den señales externas de su respeto y sumisión; y todo ello por temor de sus cuernos. Tampoco es menester decir, que el sacerdocio de que hablamos habrá ya apostatado de la religión Cristiana. Si hubiesen algunos apóstatas formales, públicos (que sí los habrá, y no pocos) estos no deberán mirarse como miembros de la segunda bestia, sino de la primera. Bastará, pues, que el sacerdocio de aquellos tiempos peligrosos se halle ya en aquel mismo estado, y disposiciones, que se hallaban en tiempo de Cristo el sacerdocio Hebreo. Quiero decir: tibio, sensual, mundano, con la fe, o muerta o dormida, sin otros pensamientos, sin otros deseos, sin otros afectos, sin otras máximas, que de tierra, de mundo, de carne, de amor propio y olvido total de Cristo, y de Evangelio. Todo esto parece que suena a aquella expresión metafórica, de que usa el apóstol, diciendo que vio a esta bestia salir, o levantarse de la tierra: et vidi aliam bestiam ascendenten de terra. Añade que la vio con dos cuernos semejantes a los del cordero: et habebat cornuat dua similia agni la cual similitud (aunque prescindiendo de la alusión a la mitra que reparan tantos doctores) parece por otra parte, siguiendo la metáfora, un distintivo propísimo del sacerdocio, que a él sólo puede competer. De manera que así como los cuernos coronados de la primera bestia significan visiblemente la potestad, la fuerza, las armas de la potencia secular, de que aquella bestia se servirá para herir y hacer temblar a toda la tierra; así los cuernos de la segunda semejantes a los de cordero, no pueden significar otra cosa que las armas, o las fuerzas de la potestad espiritual; las cuales aunque de suyo, poco a propósito para herir, para forzar, o para espantar a los hombres; mas por eso mismo se concilia esta potencia mansa, y pacífica, el respeto, el amor y la confianza de los pueblos; y por eso mismo es infinitamente más poderosa, y más eficaz para hacerse obedecer, no solamente con la ejecución, como lo hace la potencia secular, sino con la voluntad, y aun también con el entendimiento. Mas esta bestia, en la apariencia inerme, pues como no se le veían otras armas, que dos pequeños cuernos semejantes a los de un cordero: esta bestia tenía un arma terrible, y ocultísima, que era su lengua; la cual no era de cordero, sino de dragón, y así hablaba como un dragón: et loquebatur sicut draco; lo que quiere decir esta similitud, y a lo que alude manifiestamente lo podéis ver en el cap. 3 del Génesis; allí entenderéis cuál es la lengua, o la loquela del dragón, por esta loquela, entenderéis también fácilmente la loquela de la bestia de dos cuernos en los últimos tiempos: et loquebatur sicut draco. Como habló el dragón en los primeros tiempos et decepit mulierem, así hablará en los últimos la bestia de dos cuernos, o por medio de ella el dragón mismo. Hablará con dulzura, con halagos, con promesas, con artificio, con astucia, con apariencias de bien; abusando de la confianza, simplicidad de las pobres ovejas, para entregarlas a los lobos; para hacerla rendirse a la primera bestia; para obligarlas a que la adoren, la obedezcan, la admiren y entren a participar, o a ser iniciados a su misterio de iniquidad. Y si algunas se hallaren entre ellas, tan entendidas que conozcan el engaño, y tan animosas, que resistan a la tentación (como ciertamente las habrá) contra éstas se usarán, o se pondrán en gran movimiento las armadas de la potestad espiritual, o los cuernos como de cordero: prohibiendo ne quis possit emere, aut vendere, nisi qui habet caracterem bestive. Estas serán separadas de la sociedad, y comunicación con las otras; a estas nadie les podrá comprar, ni vender, si no traen públicamente alguna señal de apostasía: Jam enim conspiraverant Judei, dice el Evangelio (Jn.cap.9) ut si quis eum confiteratur esse Christum, extra sinagogam fueret. Aplíquese la semejanza.

(La Venida del Mesías en Gloria y Majestad, Tomo 1, 2ª parte, pp. 459‑467).

Santo Tomás señala como la gran tribulación el gran castigo, la pérdida de la Verdad, la conversión a la falsa doctrina: "Habrá entonces una gran tribulación, porque habrá una perversión de la doctrina cristiana por la doctrina falsa. Y si no se abreviaran esos días, esto es: la enseñanza de la doctrina por el refuerzo de la verdadera doctrina, no se salvaría carne alguna, o sea todos se convertirían a la falsa doctrina" (Sto.Tomás In Mat.commentaria c.24‑21‑22).

Lo dice también el Padre Lacunza cuando muestra que no sería de tanto temor, ni de tanto peligro el Anticristo: primera bestia del mar, sin la segunda bestia de la tierra: "No obstante, yo me atrevo a decir, sin que me quede ni aun sospecha de duda; que si todo el Anticristo que esperamos, y con que estamos tan amenazados, quedase solamente en la potencia, y el furor de esta bestia temible, no había ciertamente por qué temerla; no nos pudiera hacer tanto daño como está profetizado; ni hubiera necesidad alguna de abreviar aquellos días; y el cuerpo de Cristo, lejos de padecer algún detrimento real, por eso mismo crecería más, se fortificaría más, y adquiriría nuevos grados de perfección. El Anticristo, que nos anuncian las Escrituras, no es solamente la bestia de siete cabezas y diez cuernos. Le falta a esta bestia, o a esta máquina, para su total complemento, una pieza importante, y esencial, sin la cual la gran máquina quedara sin efecto, y no tardará mucho en disolverse".

(La Venida del Mesías en Gloria y Majestad, Tomo 1, 2ª parte, ed. Londres 1879, pp. 447‑448)

<lo que supera esta visión de Lacunza, es un hecho, previsto por San Pablo, y no claro en Apocalipsis. Esa flojera del sacerdocio católico, no proviene sólo de lo que él menciona, sino que es promovida por la inserción del Anticristo, en la Cabeza Romana; o sea: que el propio sacerdocio judío, metamorfoseado en Anticristo  es quien promueve este desastre>



Un blog que cierra

Cierre del blog Nacionalismo Católico San Juan Bautista 

Esta noche he quedado atónito con la noticia de que el blog Nacionalismo Católico San Juan Bautista ha decidido cerrar, en virtud de una ley que, por lo que he podido leer violaría la Constitución de la Nación Argentina (Art. 14 y Art. 32). Esta noticia nos llena de tristeza. A continuación, dejamos la que quizás sea la última entrada de ese blog.





Estimados lectores y amigos de NCSJB, teniendo en cuenta el proyecto de ley aprobado por unanimidad en la comisión de la cámara de diputados que busca encarcelar y multar a quienes realicen determinados comentarios y publicaciones en internet, y siendo consciente que se avanza un paso casi definitivo en el control absoluto de la verdad queriéndose llegar hasta el control mismo del pensamiento; llega el momento de tomar difíciles decisiones.

http://www.lanacion.com.ar/1811680-avanza-un-proyecto-de-ley-contra-los-comentarios-en-internet

http://www.perfil.com/politica/Diputados-discutieron-por-la-ley-que-censura-los-comentarios-en-internet-20150721-0044.html

  Para entender el alcance y gravedad de dicha propuesta, hay que señalar que con los ambiguos argumentos que pretenden "evitar la discriminación", se quiere encarcelar a quienes realicen comentarios y publicaciones en internet que por "acción u omisión" puedan ser considerados ofensivos además de la obligación de indemnizar a cualquiera que se sienta ofendido por los mismos. Pero llevando la situación más allá de lo razonable, se invierte la carga probatoria, es decir, el acusado ingresa no para ser investigado, sino como culpable, y es él mismo quien debe demostrar su inocencia, vulnerando el principio esencial del derecho penal que nadie es culpable hasta que se demuestre lo contrario.

  Sabemos que en estos intentos de luchar contra la "discriminación" los únicos derechos que se buscan proteger son los "torcidos".

  Sabemos también que estos comentarios de "odio" que se pretenden censurar nunca se escuchan cuando se trata de defender el bien común, el orden natural, la fe, o la verdad histórica que tanto se trata de ocultar, que,  como señalé en mi artículo sobre el libro de Orwell, la consigna termina siendo “El que controla el pasado, controla también el futuro”, y “El que controla el presente, controla el pasado”.

  Muchos consideran que esto es producto de un gobierno marxista pero estas imposiciones son precisamente las que proponía hace unos meses atrás el sionista primer ministro de Israel Netanyahu, siempre con el aval de la ONU en estas cuestiones de "pseudo derechos humanos", o sea, forma parte de un proyecto global de reingeniería social.

  Lo cierto es que el peligro que se cierne es inmenso, y teniendo en cuenta que uno no sólo compromete su persona y su libertad, sino a toda su familia, es tiempo de tomar los recaudos necesarios para proteger a los nuestros. Por ese motivo, con mucha tristeza decidí dejar de publicar y eventualmente, cuando las circunstancias lo requieren hasta cerrar el blog.

  Puede esto parecer exagerado, pero lo vertiginoso del avance del mal en la Iglesia y el mundo entero, nos tiene que hacer despertar y estar atentos y alertas para ser "mansos como palomas pero astutos como serpientes" y más en estos tiempos.

  El mundo avanza inexorablemente hace la imposición de una dictadura global y en el aspecto religioso tienen en Bergoglio al personaje ideal para el vaciamiento del catolicismo para reemplazarlo por un sincretismo religioso humanista que sea igualmente abarcativo para toda la humanidad. Sacrificar la verdad en pos de la unidad, será el pretexto para dichas acciones. Pero esto es parte de la debida purificación que esta humanidad apóstata trajo sobre sí misma. Habiéndose publicado al respecto sobradamente, no creo que puedan llegar a aportarse en el futuro más datos esenciales para el entendimiento de la situación de los que ya fueron aportados, por nosotros o los otros portales afines.

  Tenemos que saber, como me señalaba el autor de un blog amigo, que ya que la lucha en esencia  no es contra hombres sino contra potestades, la preparación debe ser espiritual.

  Nos quedan entonces la oración y la vida sacramental. Tenemos también a nuestras familias y la conservación de nuestras tradiciones, por las debemos seguir luchando. Pero habrá que buscar los ámbitos y herramientas conducentes a tales fines sin buscar la inmolación, que puede tener más de ingenuidad y soberbia que de actitud martirial.

  Recemos por nuestros enemigos, recemos por la conversión de Bergoglio y de la jerarquía apóstata, o para que hagan lo que tengan que hacer rápido, para que se acorten los tiempos en virtud de los elegidos. No dejemos de tener en cuenta que como nos enseñó San Pablo, "allí donde abundó el pecado, sobreabundó la gracia" por lo que sepamos que Dios nos va a dar las herramientas necesarias para navegar en las aguas turbulentas de este mundo sumergido en el ateísmo práctico. Acudamos a Nuestra Madre Celestial, María, para que haciéndonos sus esclavos, nos hagamos libres de las ataduras del demonio. La Virgen nos protegerá.

  No me queda más que agradecer a cada uno de mis lectores el haberme acompañado durante estos 2 años y medio y las muestras de afecto y apoyo que recibí así como las oraciones que seguramente alimentaron desde la gracia este humilde esfuerzo.

  Agradezco especialmente a mi familia, que padeció conmigo los sinsabores de ir contracorriente, a Carmen y a Consuelo por ayudarme en el discernimiento, a mis camaradas y amigos, pocos pero fieles, que acompañaron y colaboraron en cada una de las actividades de este apostolado y militancia, y a mis detractores y enemigos que me fortalecieron y me ayudaron a cultivar la templanza para seguir adelante.

  Quedan sin embargo, mientras sea posible, los canales de audio y video del blog que trataré de ir aumentando en la medida que la prudencia así lo marque, así como la posibilidad de contactarnos por email a las direcciones de torchespin@yahoo.com.ar y torchespin@gmail.com.

  Con un poco de tristeza pero con la satisfacción de haber aportado un grano de arena en la lucha por el “buen combate” de la fe, les mando mis más agradecidos y fraternales saludos en Cristo Rey y María Reina y Capitana de las Milicias Celestiales.

Hasta siempre.

Trabajando para que Cristo Reine



Augusto TorchSon

martes, 28 de julio de 2015

Santa Ana, madre de la Santísima Virgen María

Tomado del sitio Apocalipsis.

Festividad de Santa Ana, madre de la Santísima Virgen María. (prima sobre el 9° después de pentecostés)


Es Santa Ana acabado modelo de madres cristianas. Son muy pocas hoy las que cumplen con el sagrado deber  de educar cristianamente y hacer buenos cristianos a sus hijos.  ¡Que honor para esta santa haber sido la educadora de la que un día había de ser Madre de Dios!
Directorio de la misa.-
1. Doble de segunda clase, Blanco.- OCM. (49. I)
2. Si OCURRE EN DOMINGO, la Misa será de la Santa, con segunda oración, etc, del domingo ocurrente.

Epístola. Del libro de la Sabiduría. Prov. 31, 10-31
¿Quién hallará una mujer fuerte? De mayor estima  es que todas las preciosidades traídas de lejos y de los últimos términos del mundo.  En ella pone su confianza el corazón del marido;  el cual no tendrá necesidad de botín para vivir.  Ella le acarrea el bien todos los días de su vida y nunca el mal.   Busca lana y lino, de que hace sus labores con la industria de sus manos.  Viene a ser como la nave de un comerciante que trae de lejos el sustento.  Se levanta antes de que amanezca, y distribuye las raciones de sus dones domésticos y el alimento a las criadas.
Puso la mira en unas tierras y las compró;  de lo que ganó con sus manos plantó una viña. Revistiose de fortaleza y esforzó su brazo.  Probó y echó de ver que su trabajo le fructifica; por tanto tendrá encendida la luz toda la noche.   Aplicará sus manos a los quehaceres fatigosos, y sus dedos manejan el huso.  Abre su mano para socorrer al mendigo, y extiende sus brazos para amparar al necesitado
No temerá para su casa los fríos ni las nieves, porque todos sus domésticos traen vestidos forrados.  Se labró ella misma para sí un vestido acolchado:  de lino finísimo y de púrpura es de lo que se viste.  Su esposo será distinguido en las asambleas, sentado entre los senadores del país.   Ella teje telas y las vende, y entrega también ricos ceñidores a los negociantes cananeos.   La fortaleza y el decoro son sus atavíos;  y estará alegre en los últimos días.   Abre su boca con sabios discursos, y la ley de la bondad gobierna su lengua.  Vela sobre los procederes de su familia, y no come ociosa el pan.
Levantáronse sus hijos y aclamáronla dichosísima:  su marido también la alabó, diciendo:  Muchas son las hijas que han allegado riquezas;  mas a todas has aventajado tú.  Engañoso es el donaire, y vana la hermosura:  La mujer que teme al Señor, esa será la celebrada.  Dejadla gozar del fruto de sus manos, y celébrense sus obras en la pública asamblea.

+Evangelio según San Mateo, 13, 44-52.--- Dijo Nuestro Señor Jesucristo a sus discípulos esta parábola:  Semejante es el reino de los cielos a un tesoro escondido en el campo, que si lo haya un hombre, lo encubre de nuevo, y gozoso del hallazgo, va y vende todo cuanto tiene, y compra aquel campo.  El reino de los cielos es, igualmente, semejante a un mercader que trata en piedras finas.   Y viéndole a las manos una de gran valor, va y vende todo cuanto tiene y la compra.   También es semejante el reino de los cielos a una red barredera que, echada al mar, allega todo género de peces;  la cual, en estando llena, sácanla los pescadores, y sentados en la orilla van escogiendo los buenos y meten en sus cestos, y arrojan los de mala calidad.
Así sucederá al final del siglo:  saldrán los Ángeles y separarán a los malos de entre los justos y arrojarlos han en el horno  de fuego;  allí será el llanto y crujir de dientes ¿Habéis entendido todas estas cosas ? Sí, Señor, le respondieron.   Y Él añadió:  Por eso, todo doctor bien instruido en lo que mira al reino de los cielos es semejante a un padre de familia, que va sacando de su repuesto cosas nuevas y cosas antiguas, según conviene.

-Laus tibi Christe

lunes, 27 de julio de 2015

El IV Concilio de Constantinopla sobre el Papado

El IV Concilio de Constantinopla es el VIII Concilio Ecuménico, rechazado por los orientales luego del Gran Cisma. Se trata de un Concilio muy importante, porque en él queda en claro la primacía de la Sede Romana frente a toda la cristiandad. El Canon XXI es de suma importancia histórica, como vemos a continuación:

Creyendo que la palabra que Cristo dijo a sus santos Apóstoles y discípulos: El que a vosotros recibe, a mi me recibe [Mt. 10], y el que a vosotros desprecia, a mí me desprecia [Lc. 10, 16], fue también dicha para aquellos que, después de ellos y según ellos, han sido hechos sumos Pontífices y príncipes de los pastores en la Iglesia Católica, definimos que ninguno absolutamente de los poderosos del mundo intente deshonrar o remover de su propia sede a ninguno de los que presiden las sedes patriarcales, sino que los juzgue dignos de toda reverencia y honor; y principalmente al santísimo Papa de la antigua Roma, luego al patriarca de Constantinopla, luego a los de Alejandría, Antioquía y Jerusalén; mas que ningún otro, cualquiera que fuere, compile ni componga tratados contra el santísimo Papa de la antigua Roma, con ocasión de ciertas acusaciones con que se le difama, como recientemente ha hecho Focio y antes Dióscoro.
Y quienquiera usare de tanta jactancia y audacia que, siguiendo a Focio y a Dióscoro, dirigiere, por escrito o de palabra, injurias a la Sede de Pedro, príncipe de los Apóstoles, reciba igual y la misma condenación que aquéllos. Y si alguno por gozar de alguna potestad secular o apoyado en su fuerza, intentare expulsar al predicho papa de la Cátedra Apostólica o a cualquiera de los otros patriarcas, sea anatema. Ahora bien, si se hubiera reunido un Concilio universal y todavía surgiere cualquier duda y controversia acerca de la Santa Iglesia de Roma, es menester que con veneración y debida reverencia se investigue y se reciba solución de la cuestión propuesta, o sacar provecho, o aprovechar; pero no dar temeraria sentencia contra los Sumos Pontífices de la antigua Roma.

sábado, 25 de julio de 2015

Disando a Lefebvre

Hoy se cumplen 38 años del encuentro entre Monseñor MArcel Lefebvre y Universitarios Católicos Argentinos en la Ciudad de Buenos Aires. En aquella ocasión, el gran intelectual argentino, Dr. Carlos Disandro dirigió las siguientes palabras al obispo francés. Esta proclamación doctrinal es un perfecto resumen de lo que la Iglesia Católica estaba viviendo de manera evidente y visible desde la época de Montini/Paulo VI y que hoy, es absoluta y totalmente innegable.


PROCLAMACIÓN DOCTRINAL N° 1
Dr. Carlos Disandro



- La Iglesia padece una persecución que toma la forma de una guerra global SEMANTICA, conducida por lobos disfrazados de pastores (que se han apoderado de la SEDE VACANTE DEL OBISPO DE ROMA) y más concretamente por un heresiarca poderoso: MONTINI.

- Esa guerra SEMANTICA afecta todo el edificio de la FE, en cuanto la FE tiene y debe tener una expresión histórica en el lenguaje humano: LA SEMANTICA DE LA FE (la portée sémantique de la FOI, c’est le contenu de la FOÍ).

- La primera conclusión: NO PUEDE SER PONTIFICE QUIEN CONDUCE, PROMUEVE Y ALIENTA ESTA GUERRA SEMANTICA. Se ha cumplido la profecía de La Salette:

-Rome perdra la Foi et deviendra le siège de l’Antéchrist.., L’Église será éclipsée, le monde sera dans la consternation. (Roma perderá la Fe y se convertirá en la sede del Anticristo... La Iglesia será eclipsada, el mundo estará sumido en la consternación. Hermana María de la Cruz, Pastora de La Salette.) (Cf. Abbé Gouin, Soeur Marie de la Croix, Bergère de la Salette, pág. 65-66).

- La Sede Romana está vacante, pues no puede ser ejercida por un heresiarca que junta arrianismo, nestorianismo, judeo-cristianismo para provocar, en la guerra semántica, LA MUTACION DE LA FE.

- Se cumple el axioma teológico sostenido entre otros por San Roberto Bellarmino: PAPA HAERETICUS DEPOSITOS EST (UN PAPA HEREJE ESTA DEPUESTO. - POR EL MISMO HECHO DE SER HEREJE). (Cf. De controversiis christianae jidei adversas huius temporis haereticos, Tercera controversia, De Summo Pontífice, vol. HI. Lib. H. Cap. 30, ed. Ingolstadii, 1587). En sustancia, un papa herético cesa de ser Papa (según Bellarmino) y miembro del cuerpo de la Iglesia. Puede ser juzgado y castigado.

- No hay más que esperar para admitir la conclusión anterior: DESTRUCCION DEL CULTO Y DE LOS RITOS, destrucción de la disciplina, destrucción de la doctrina, en fin destrucción de “LA PORTÉE SÉMANTIQUE DE LAFOI”.

- Se cumple asimismo la antigua advertencia de Santa Hildegarde von Bingen: Omnia praecepta quae Ecclesiae tradita sunt deridet (Todas las normas que la Iglesia ha recibido de la tradición, son objeto de desprecio, Scivias, Lib. HI, cap. XI. PL. 197, col. 719).

- La infiltración que sufre la Iglesia no es la del liberalismo; es el judeo-cristianismo, que significa la reversión teológica y semántica, por la que se subvierte el antiguo apotegma de San Agustín: quod latet in vetere, patet in novo testamento, (lo que está oculto en el Antiguo Testamento, es patente en el Nuevo). Axioma que es ahora en cambio: quod latet in novo, patet in vetere (lo que está oculto en el Nuevo Testamento, es patente en el Antiguo), por donde es más Isaías que San Juan Evangelista, más el régimen de la ley mosaica que el orden de la gracia. ¿Cómo puede ser sucesor de Pedro, quien maneja esta dialéctica destructora de la Iglesia y de la Fe?

- El judeo-cristianismo cumple la sentencia del cardenal Daniélou: le marxisme, c’est la coronation évolutive du judaisme, puis du christianisme (el marxismo es la coronación evolutiva del judaismo y por ende del cristianismo). Es la reversión semántica que da por abolido el MISTERIO TRINITARIO-TEANDRICO.

- Una es la semántica del judaismo; otra la semántica del cristianismo. Por eso dice la famosa sentencia de San Ignacio de Antioquía (de la generación apostólica): ó yáp Xpicmaviapóq o\)k eíq ’Iou8aiajióv Eiriateucsv, aXX’ Toubaíajióq eíq Xpiaxiaviopóv. (No fue el Cristianismo el que creyó en el Judaismo, sino por el contrario el Judaismo en el Cristianismo. - Epist. ad Magnesios, cap. 10, in fine. Texto griego ed. Punk-Bielmeyer). Y por eso agrega; “Porque incluso los Profetas vivieron conforme a Jesucristo.” (cap. 8).

- Las herejías trinitaristas y cristológicas están resumidas ahora en una gran herejía eclesiológica, que pasará a la historia de la Iglesia con el nombre de HEREJIA MONTINIANA. Esta herejía por medio de la guerra semántica persigue ABATIR LA SEMANTICA DE LA FE, lo que quiere decir ABOLIR LA IGLESIA, para edificar en su reemplazo en el corazón de los fieles el reino apocalíptico de la Bestia. Sabemos empero que la Iglesia triunfará, SIEMPRE; según promesa inviolable de Nuestro Señor Jesucristo, PERFECTVS DEUS ET PERFECTUS HOMO (San Atanasio, Símbolo de la Fe).

- NO HAY PONTIFICE LEGITIMO, SINO UN USURPADOR DE LA SEDE APOSTOLICA. LA NUEVA MISA ES UNA FALSA MISA, y los fieles son revertidos a la idolatría. NO HAY DISCIPLINA, NI SABER, NI CIENCIA SACRA, NI LENGUA SACRA. LA IGLESIA MILITANTE ESTA EN LA TOTAL OSCURIDAD. HAN LLEGADO LOS DIAS DE ENOCH Y DE ELIAS.

- El resumen se tiene en el texto latino con que el interlocutor se dirigió a Monseñor Lefebvre:

DOMNE PATER, SACERDOS IN AETERNUM SECUNDUM ORDINEM MELCHISEDEC IN ECCLESIA GALLICA, VACANTEM DICITE SEDEM ROMANAM. SALUS FIDEI ET ECCLESIAE CONSUMMABITUR IN TENEBRIS. (Monseñor, sacerdote para siempre según el orden de Melquisedec en la Iglesia de Francia, proclamad la vacancia de la Sede Romana. la salvación de la Fe y de la Iglesia acontecerá en medio de las tinieblas).

[ Lo pronunciamos, invocando la Celeste y Alta protección de Nuestra Señora del Santísimo Rosario de la Reconquista y Defensa de Buenos Ayres, para que la Señora de Lepanto guarde y avive la Fe de los Pueblos Iberoamericanos protegiendo con su manto las Españas, España y las Naciones Iberoamericanas, de la Tiranía Bolchevique, cuyos negros nubarrones se columbran ya en el Horizonte ]

jueves, 23 de julio de 2015

50 perlitas de filosofía

Mi querido y muy admirado amigo Leonardo Rodriguez publicó hace muy pocos días el libro "50 perlitas de Filosofía (y un breve estudio sobre el esceptcismo), el cual puede adquirir haciendo click aquí para ir al enlace de compras.

Se trata de un texto simple, muy bien redactado y que se vuelve útil y necesario para tener la mente lúcida y estar prestos a la verdad.






miércoles, 22 de julio de 2015

VIII Jornadas de Cultura Católica



Como ocurre cada año, se celebrarán en la hermosa ciudad de Vedia las unas nuevas Jornadas de Cultura Católica. Dicha reunión tendrá lugar el sábado 10  y el domingo 11 del mismo mes, aprovechando que en argentina tenemos el feriado del 12, día de la Hispanidad (por lo menos para nosotros que somos católicos, así se llama).

En unas semanas más esperamos poder brindarle a nuestros visitantes el listado de expositores, pero como todos los años, al finalizar el domingo se realizará un almuerzo, así que conviene reservar de ante mano.

Una cosa más, que no es para nada menor: los sacerdotes de la Sociedad Religiosa San Luis Rey de Francia realizan una hermosa y gran obra de apostolado. Ellos no tienen grandes fondos ni accionistas, por lo que necesitan nuestra ayuda con oraciones y con el aporte que podamos realizar.

¡Nos vemos en Vedia!

lunes, 13 de julio de 2015

San Basilio del Grande: Amar a Dios no necesita maestro

Texto gentilmente enviado por un sacerdote de rito oriental.

Amar a Dios no necesita maestro. Así como sin algún aprendizaje nos alegramos de la luz, y deseamos el bien. La misma naturaleza enseña a amar a los padres, aquellos que nos educaron y nos alimentaron. Así lo mismo, en una manera muy superior y no de alguien, aprendemos a amar a Dios. Desde el nacimiento hay en nosotros como una semilla, una fuerza espiritual, una inclinación, una capacidad para el amor. En la escuela de los mandamientos de Dios esta fuerza del alma se desarrolla, se alimenta y, por gracia de Dios, llega a la perfección... Pues es necesario saber que el amor a Dios es una virtud, pero ella con su fuerza abraza y cumple todos los mandamientos: "Jesús les respondió: El que me ama, se mantendrá fiel a mis palabra. Mi padre lo amará, y mi Padre y yo vendremos a el y viviremos en él" (Jn. 14:23). Otra vez repite: "En estos dos mandamientos se basa toda la Ley y los Profetas" (Mt. 22:40). Así pues por la naturaleza humana, los hombres aspiran a cosas hermosas y buenas, y no hay algo mejor, más hermoso, que el bien: Dios es el mismo bien. Por eso el que desea el bien, desea a Dios. Aunque nosotros no conoceremos como El es bueno, pero ya el saber que El nos creó es suficiente, para que lo amemos por sobre todo y continuamente estemos unidos a El, como los hijos están unidos a su madre.

Si tenemos una natural unión y amor a nuestros bienhechores y tratamos de agradecerles, ¿entonces que decir de los dones espirituales? Ellos son tan importantes, que es imposible valorizarlos y cada uno de ellos es suficiente para obligarnos a un total agradecimiento hacia el Dador.

El nos redimió de la maldición, siendo El, por nosotros, maldición (Gá. 3:13). El asumió sobre sí la peor muerte, para devolvernos la vida gloriosa. Y no siendo suficiente para El dar la vida por nosotros, El nos dio todavía la gloria de su naturaleza y nos preparo la vida en la eternidad, donde la felicidad supera todo entendimiento humano.


San Basilio el Grande

jueves, 9 de julio de 2015

Carta a un modernista y creyente de Garabandal

Revisando el correo de Sursum Corda, encontré esta carta que me enviara, al poco de habilitar el mail (sursumcordablog@hotmail.com). Fue escrita por un señor que firma como Ricardo Contreras, un (in)fiel de la Iglesia del Anticristo y de la falsa aparición de Garabandal

La carta es muy "simplona" pero en ella se puede apreciar una serie de lugares comunes a los que recurren los modernistas en sus continuos ataques a los fieles católicos. Una de las cosas que aprendí durante mis años como administrador de este blog es que no siempre se puede explicar a los modernistas, cuando estos actúan con mala intención, como el presbiterón Yatuzis, nuestra Fe. A ellos se les debe responder con dureza, apelando a la Tradición, al Magisterio y a la Escritura. No dar vueltas, no volver y tratar de dar ejemplos. Véase en esta carta, como el señor Contreras va de un tema a otro, sin seguir claramente una línea de argumentación clara y efectiva. 

El modernista actual está lejos de las mentes de un Bonhoeffer, de un Elmar Salmann, de un Hans Urs von Balthasar o un de Ratzinger. No, el modernista "clásico" era un hombre educado, con una inteligencia desviada y des-cristianizada. El modernista actual, como el presbiterón Yatuzis o este tal Contreras, carecen de esas luces y simplemente repiten un extraño discurso donde un falso concepto de amor y de igualdad se entremezcla con un odio hacia la Bimilenaria Iglesia de Cristo, a la que blasfeman tildándola de farisíaca.

Mis respuestas están en color y en negrita. Dios nos de las gracias suficientes para continuar con nuetsra labor de predicar "a tiempo y destiempo".



Estimado Raúl Miguel,

Habiendo leído varias notas de su blog, permítame decirle que prácticamente . . . ,  usted no deja títere con cabeza !!

Releyendo la Bula Papal Cantate Domino, con el mayor de los respetos, hasta usted corre el riesgo de ir al infierno eterno si "no permaneciere en el seno y unidad de la Iglesia Católica" . . . , como reza la Bula.

¿En qué manera o sentido sostiene usted que he salido del seno de la Iglesia Católica Apostólica Romana?

No se olvide que Jesús lo eligió a Judas, que lo traicionó, y a Pedro, que lo negó tres veces, como sus Apóstoles, sabiendo como iban ellos a actuar.

La diferencia es que Pedro traicionó a Cristo, se arrepintió y pidió perdón. Judas, que traicionó a Cristo desesperó y se suicidó.

El Espíritu Santo no se hizo el distraído en el Concilio Vaticano II.  

Efectivamente que no. Por eso mismo inspiró a muchísimos católicos que, desde el comienzo del Concilio, y aún antes, durante el gobierno de Roncalli/Juan XXIII-Bis iniciaron la resistencia católica contra la nueva religión, neo-modernista y neo-protestante que se estaba perfilando.

Que hombre de poca Fé es usted !!! 

¡Al contrario! ¡Mucha fe y fe Católica! Si no tuviera la fe católica, sería un comulgante con los errores modernos como usted.

Permitiendo el Señor que un demonio posea a una persona, verá usted como de un mal se puede obtener un Bien, es decir, la Conversión de la posesa y su familia !!!! 

¿A dónde quiere llegar? Efectivamente, el falso Concilio Vaticano II sirvió para probar a los verdaderos católicos y que estos se separaran de la jerarquía apóstata y modernista que ya había perdido la fe mucho antes de la convocatoria al Falso Concilio Vaticano II.

Con gran alegría entré a las páginas de la Fraternidad Sacerdotal San Pedro y de la Administración Apostólica San Juan María Vianney, que permanecen en unidad en el seno de la Iglesia con el sucesor de Pedro.

Se trata de congregaciones modernistas, con una fe subjetiva y que solo conservan el ritualismo. ¿No le parece que es el mismo fenómeno que en el Siglo XIX apareció en la Iglesia Anglicana?

La puertas del infierno no prevalecerán sobre mi Iglesia, dijo Jesús.

¡Por supuesto que no! La verdadera Iglesia Católica jamás será destruída. Está sin los templos, pero tiene la Fe. La Verdadera Iglesia Católica, la Iglesia fundada por Cristo sigue sin mancha ni arruga, es la Iglesia de los mártires y de los Santos, la que no comulga con los errores de los Antipapas que han sucedido al Usurpador Roncalli/ Juan XXIII-Bis. Es la Iglesia que desde el Desierto aguarda la llegada de Nuestro Salvador Jesucristo.

No hay pues que preocuparse tanto ni rasgarse tanto las vestiduras . . . 

Los buenos católicos siempre nos preocupamos por quienes están en el error. Es nuestro deber llamarlos a la conversión. En la falsa religión del Concilio Vaticano II en cambio, como cualquiera se puede salvar en cualesquier falsa religión, nadie se preocupa por nada.

El Diabolos (división) sabe la Biblia y todos los escritos Conciliares de memoria, los usa para dividir y poder  reinar en este valle de lágrimas, ataca al parecer con más fiereza a aquellos grupos que, con "aparente" razón, se van escindiendo (y escindiendo a su vez . . . ), las aguas están agitadas, de la barca de Cristo, timoneada por su Vicario en este mundo.

En efecto que los conoce muy bien. ¡Fíjese los documentos del Vaticano II! ¡Lea los textos salidos de las plumas de todos los sucesores del Antipapa Juan XXIII-Bis! ¡Lea los libros de Joseph Ratzinger/Benedicto XVI!

Me parece que estos grupos llamados tradicionalistas (tradere/trade/trading), que según se aprecia en web pages y blogs, a veces se "olvidan" de Amar al prójimo, como nos pidió Jesús, podrían salvar muchas más almas para el Señor, si permanecieran en el seno y unidad de la Iglesia Católica, como dice la Bula de 1.441.

No sé como serán los otros sitios tradicionalistas. Aquí somos simplemente católicos romanos, fieles a la Iglesia de siempre. Nuestro amor al prójimo se ve reflejado a las continuas adventencias y llamados a todos aquellos que están en el error, que están perdidos y engañados.

Para que todos seamos uno, para que lo que no creen se den cuenta que Jesús es el hijo de Dios y su Iglesia Católica el camino de Salvación.

Pero la unidad debe ser en la Verdad, no en el error y la mentira. Cristo no oró al Padre para que todos creyeran en las falsas religiones, sino para que fueran uno en la Verdad. Por ello mismo dice el Apóstol de los Gentiles:

Predica la palabra; insiste a tiempo, a destiempo; convence, increpa; exhorta con toda longanimidad y doctrina. Pues habrá tiempo, cuando la santa doctrina no tolerarán; sino que, según los propios apetitos, se hacinarán maestros, picándoseles el oído; y ciertamente, de la verdad el oído apartarán; pero a las fábulas se convertirán.  Mas tú vela en todo; soporta; obra haz de evangelista; tu ministerio completa. II Tim 4: 1-5.

Cordial Abrazo en Cristo Jesús, que la Santísima Virgen lo proteja con su manto y que San Miguel lo proteja contra las insidias y acechanzas del demonio.


Que el Gran Aviso de Dios, profetizado en Garabandal, nos encuentre en un solo rebaño y con un solo pastor.

¡Ah! Ya entiendo de dónde viene su confusión y error. Usted condena a la Tradición Católica y comulga, no sólo con la secta montiniana, sino también con las falsas apariciones de Garabandal y las “videntes” posesas. Como dijo el Apóstol “de la verdad el oído apartarán; pero a las fábulas se convertirán.”

Sursum Corda, 



Ricardo de las Carreras.


Raúl Miguel. Católico por la Gracia de Dios.

martes, 7 de julio de 2015

Sobre un artículo de Mundabor

Nuestro colaborador Alejandro Sosa, uno de los modernos apologistas católicos nos envía el siguiente texto para compartirlo aquí en Sursum. Como siempre, recomendamos su lectura.


                            Sobre un artículo de Mundabor
                                                Miles Christi - 04/07/2015

                            https://mundabor.wordpress.com/2015/06/23/the-bride-of-christ-is-being-raped/

Les recomiendo la lectura de este artículo de Mundabor. Algunas afirmaciones pueden sonar excesivas, lo admito, pero no obstante comparto su postura en cuanto al problema de fondo : la necesidad absoluta y apremiante de tomar partido clara y públicamente en contra de la obra destructora perpetrada sistemáticamente y con un cinismo diabólico por Bergoglio desde el funesto día de su elección. Es ésta la línea divisoria de aguas que ya no es posible seguir soslayando, so pena de verse uno embarcado, tarde o temprano, y probablemente de manera irreversible, en la contra iglesia satánica que va tomando cuerpo de manera cada vez más nítida bajo la inicua férula bergogliana. Porque digamos las cosas sin tapujos : la iglesia bergogliana ecuménica para el diálogo y el encuentro es una falsificación abominable, una parodia grotesca, un sucedáneo monstruoso de la Iglesia Católica, la Esposa Inmaculada del Cordero, el Cuerpo Místico de nuestro adorable Redentor…

Dos objeciones sin embargo me parecen necesarias en relación al artículo. La primera es que según el autor, « Francisco » sería un papa legítimo, lo cual es a todas luces absurdo, ya que un verdadero Vicario de Jesucristo no puede enseñar herejías sin solución de continuidad y conducir inexorablemente a los fieles hacia la apostasía. Por supuesto, me apresuro a aclarar que no es éste un problema propio al « pontificado » de Bergoglio : es un hecho ampliamente demostrado por un sinnúmero de autores de gran valía (por ejemplo, Monseñor Lefebvre http://www.dfists.ua.es/~gil/le-destronaron.pdf, el Abbé de Nantes http://crc-resurrection.org/liens-utiles/archives/liber-accusationis/, Atila Sinke Guimaraes http://www.traditioninaction.org/books.htm  y Romano Amerio http://sspxasia.com/Documents/books/Iota_Unum/index.htm) que esta crisis remonta a Roncalli-JXXIII y al CVII y a todo lo que de él se deriva (frenesí ecuménico e interreligioso, « conversión » a la democracia liberal laicista, igualitaria y derecho-humanista, aceptación de la ONU como instancia moral y política suprema, y ahora, la frutilla del postre, la patética « conversión ecológica » a la que nos invita sin ruborizarse Decimejorge Primero en su grotesca y falaz « ecocíclica » Sanata Si…)

El segundo punto de discrepancia es el siguiente : Mundabor afirma que « Francisco » es un « idiota ». Yo sostengo que, muy por el contrario, nos encontramos ante un ser de una inteligencia superior, capaz de seducir, de engañar y de manipular a la gente con una pericia notable. Tan notable que, a mi entender, supera la capacidad de un simple hijo de Eva. Ese punto lo desarrollo en el artículo « Francisco y su alter ego », en el que me veo forzado a concluir, habida cuenta de los incesantes sacrilegios, herejías y blasfemias cometidos por Bergoglio, a un muy probable caso de posesión diabólica (http://www.catolicosalerta.com.ar/bergoglio02/alter-ego.pdf). De lo que no me cabe duda alguna es de que « Francisco » obra directamente inspirado por el Padre de la Mentira. Tengo, además, la certeza moral de que estamos ante el falso profeta vaticinado por San Juan en Apocalipsis 13, 11, cuya misión consiste en allanar el camino al Hijo de Perdición, induciendo a la humanidad apóstata a recibirlo como a su Mesías y Salvador, aquel que le brindará al mundo impío la paz y la seguridad tan ansiadas (1 Tes. 5, 3)…

Si estuviera en lo cierto, eso significaría que la manifestación del Anticristo sería, si no inminente, cuando menos muy cercana, considerando la edad del impostor argentino…

« Que nadie os engañe en ninguna manera; porque no vendrá sin que antes venga la apostasía, y se manifieste el hombre de pecado, el hijo de perdición, el cual se opone y se levanta contra todo lo que se llama Dios o es objeto de culto; tanto que se sienta en el templo de Dios como Dios, haciéndose pasar por Dios. ¿No os acordáis que cuando yo estaba todavía con vosotros, os decía esto? Y ahora vosotros sabéis lo que lo retiene, a fin de que a su debido tiempo se manifieste. Porque ya está en acción el misterio de la iniquidad; sólo falta que desaparezca el que lo retiene.[1] Y entonces se manifestará aquel inicuo, a quien el Señor matará con el espíritu de su boca, y destruirá con el resplandor de su venida; inicuo cuyo advenimiento es por obra de Satanás, con gran poder y señales y prodigios mentirosos, y con todo engaño de iniquidad para los que se pierden, por cuanto no recibieron el amor de la verdad para ser salvos. Por esto Dios les envía un poder engañoso, para que crean la mentira,  a fin de que sean condenados todos los que no creyeron a la verdad, sino que se complacieron en la injusticia. » (2 Tes. 2, 3-12)




    Bergoglio, enemigo encarnizado de Jesucristo, ha sido siempre un esmerado servidor de la Sinagoga de Satanás (Ap. 2, 9)




[1] El obstáculo que impide la manifestación del Hombre de Pecado, acerca del cual San Pablo nos asegura que será removido a su debido tiempo para que pueda tener lugar la abominación de la desolación en el lugar santo (Mt. 24, 15), no puede ser otro que el papado, la sede petrina, el « lugar santo » por excelencia del Nuevo Testamento, ocupado desde 1958 por Roncalli-« Juan XXIII » y sus sucesores, agentes de la contra-iglesia judeo-masónica.

lunes, 6 de julio de 2015

La terapia de los dos endemoniados

Texto gentilmente remitido por un sacerdote de rito oriental.



En aquel tiempo: El Señor llegó a la otra orilla; a la tierra de los gadarenos, y vinieron a su encuentro dos endemoniados que salían de los sepulcros, feroces en gran manera, tanto que nadie podía pasar por aquel camino. Y clamando le decían: ¿Qué tienes con nosotros, Jesús, Hijo de Dios? ¿Has venido hasta aquí para atormentarnos antes de tiempo? Estaba comiendo lejos de ellos una piara de cerdos. Y los demonios le rogaron diciendo: si nos hechas fuera, permítenos ir a aquella piara de cerdos. Él les dijo: Vayan. Y ellos salieron, y se fueron directo a la piara de cerdos; y he aquí, todos los cerdos se precipitaron en el mar por un despeñadero, y perecieron en las aguas. Y los que los apacentaban huyeron, y yendo a la ciudad ellos, contaron todas esas cosas, y lo que había pasado con los endemoniados. Y toda la ciudad salió al encuentro de Jesús; y cuando lo vieron, le rogaron que se fuera de ese lugar. Entonces, subiendo Jesús en la barca, pasó al otro lado y fue a su ciudad. (Mateo 8: 28 – 9: 1)


La fuerza limitada del diablo
Es realmente impresionante lo que describe hoy la lectura evangélica y sucedió apenas el Señor Jesús se encontró con los dos endemoniados. Ellos empezaron a templar y fundirse de pánico únicamente por la presencia de Cristo. Sin que Aquel haber dicho algo o realizar alguna acción, se revolucionaron y empezaron a gritar desesperadamente. Reconocieron a Jesús como Hijo de Dios y se sometieron a Su dominio hegemónico. De hecho rogaban al Señor que no les expulsara totalmente, sino que les permitiese meterse en los cerdos de la piara.

Es obvio que el diablo tiene su fuerza limitada. No puede hacer nada, si no se lo permite el Dios. ¡Por eso también pide Su permiso!

No dejemos, pues, que nos domine el miedo y el pánico cuando vemos que el mal domina o cuando oímos sobre hechizos, magias y efectos demoníacos de los malos espíritus.

Incluso si alguien quisiera afectarnos con cosas demoníacas, no conseguirá nada. Porque el fiel que ora e invoca con fe el nombre del Señor Jesús Cristo y hace con devoción la señal de la Cruz, el fiel que va a la Iglesia regularmente, se confiesa y comulga los Inmaculados Misterios, no peligra de los trucos del diablo. Los vence, porque tiene consigo la fuerza invencible del Señor Jesús Cristo.

El pecado conduce a la perdición
Finalmente el Señor permitió a los demonios meterse en los cerdos de una piara que estaba pastando allí cerca. Así los malignos espíritus salieron de los hombres que los estaban atormentando tanto tiempo y se fueron en los cerdos. Entonces, frente a los ojos atónitos de todos, la piara que corrió con furia se cayó desde el acantilado hasta el lago. ¡Terrible desastre! Y esto lo permitió el Señor para dar una lección fuerte a los gadarenos, quienes cuidaban piaras de cerdos, lo cual estaba prohibido para los Judíos por la Ley Mosáica.

Esto es el resultado del pecado: ¡el desastre! El pecado y cualquier tipo de ilegalidad al principio parecen atractivos y rentables. Pero finalmente conduce al hombre al trágico callejón sin salida.

Cuántos crímenes o suicidios son provocados por los juegos del azar, el hábito de las drogas y el alcohol, relaciones efímeras y transacciones ilegales… Y se certifica el logos divino del apóstol Pablo: “la recompensa del pecado es la muerte” (Rom 6,23). Es decir, ¡el salario que paga el pecado a sus esclavos es la muerte física y espiritual!

Que no expulsemos a Cristo
Cuando los gadarenos fueron informados sobre los terribles acontecimientos, se revolucionaron y salieron al encuentro de Jesús. Querían encontrarle, no para reverenciarle ni para agradecerle por la terapia de los dos compatriotas y la liberación de la ciudad de esta terrible calamidad. ¡Le buscaron para pedirle que se vaya fuera de las fronteras de la región!.

¡Qué trágico de verdad expulsar a Dios de cerca suyos! Aunque los mismos eran los causantes y responsables reales de la catástrofe, se dirigieron contra al Θεάνθρωπος  (zeánzropos Dios y hombre) y le alejaron para poder así seguir sin molestias el trabajo ilegal y de especulación. Desgraciadamente sus corazones duros y el interés material no los dejaron en volverse en sí, arrepentirse y corregirse.

Quizás sean así también los contemporáneos helenos (e hispanos) ¿nos parecemos a los gadarenos? ¿Quizás expulsamos a Cristo? Cuando muchos prefieren el matrimonio civil y no el bendito Misterio de nuestra Iglesia… cuando otros intentan quitar la fiesta del Domingo… o cuando otros intentan alterar la asignatura religiosa Ortodoxa… cuando otros intentan quitar los símbolos cristianos de los colegios… esencialmente expulsamos a Cristo de las casas, los colegios y de nuestra sociedad. ¡Qué miseria trágica! No existe mayor desgracia que expulsar a Dios de nosotros.
 
Como también no existe mayor riqueza que confiarnos a las manos del omnipotente Dios y dejar que Aquel gobierne nuestras vidas. ¡Ojalá que todos saboreemos esta felicidad!